El primer bono verde NextGenerationEU ha sido 11 veces sobresuscrito

Un comienzo prometedor para un programa que busca completar 250.000 millones hacia 2026.

La Comisión Europea emitió esta semana el primer bono verde NextGenerationEU, lo que supone movilizar 12.000 millones de euros exclusivamente destinados a inversiones ecológicas y sostenibles en toda la UE. Se trata de la mayor emisión de obligaciones ecológicas jamás registrada en todo el mundo. Gracias a los bonos verdes NextGenerationEU, la UE se convertirá con diferencia en el mayor emisor de este tipo de títulos, lo que supondrá un importante impulso a unos mercados financieros sostenibles, además de financiar una recuperación más ecológica de la Unión tras la pandemia. Dada la alta tasa de sobresuscripción y las excelentes condiciones de precios, esta emisión marca un comienzo prometedor del programa de bonos verdes NextGenerationEU, que alcanzará hasta 250.000 millones de euros de aquí a finales de 2026.

El bono a 15 años, con vencimiento el 4 de febrero de 2037, ha sido sobresuscrito más de 11 veces, con valores en libro superiores a 135.000 millones de euros. Muy diversos inversores han manifestado su interés por los bonos.

La emisión es resultado de la adopción del marco de los bonos verdes NextGenerationEU a principios de septiembre. El marco, plenamente acorde con los principios de los bonos verdes de la Asociación Internacional del Mercado de Capitales (ICMA), que fijan la pauta de comercialización de estos valores, garantiza a los inversores que los fondos movilizados se destinen a inversiones ecológicas. Los informes de la Comisión sobre el uso de los ingresos así obtenidos y el impacto medioambiental de los gastos financiados por los bonos verdes NextGenerationEU se someterán a revisión independiente.

Los fondos procedentes de las emisiones de bonos verdes NextGenerationEU se destinarán a financiar gastos ecológicos y sostenibles en el marco del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia. Entre las inversiones subvencionables de los planes ya aprobados figuran, por ejemplo, una plataforma de investigación sobre transición energética en Bélgica y la construcción de centrales eólicas terrestres en Lituania.

Al menos un 37% de cada plan de recuperación y resiliencia debe destinarse a la transición ecológica, aunque muchos Estados miembros quieren hacer más.

Se trata de la quinta operación sindicada desde el inicio de las operaciones de financiación NextGenerationEU, en junio de 2021. Pero además, a finales de septiembre, la Comisión efectuó la primera subasta de bonos NextGenerationEU. Hasta la fecha, estas operaciones han permitido a la Comisión movilizar a través de obligaciones una financiación a largo plazo de 68.500 millones de euros.

Por otra parte, y mediante subastas que empezaron a celebrarse a mediados de septiembre de 2021, la Comisión lleva emitidos unos 14.000 millones de euros en letras europeas.

Tal como anunciaba el plan de financiación publicado en junio y actualizado en septiembre de 2021, la Comisión espera recaudar a lo largo del año unos 80.000 millones de euros en bonos, que se complementarán con letras de la UE.

La Comisión prevé efectuar otra operación sindicada en noviembre, antes de que termine el año. Además, Bruselas celebrará subastas periódicas, tanto de letras como de bonos de la UE.

Primer bono verde NextGenerationEU

El bono a 15 años lleva un cupón del 0,40% y tiene un rendimiento de reoferta de 0,453%, con un diferencial de –8 puntos básicos respecto de las permutas a medio plazo, lo que equivale a 31,6 puntos básicos sobre el bono a 15 años pagadero en mayo de 2036 y a –4,6 puntos básicos sobre la OAT a 15 años pagadera en mayo de 2036.

La cartera de pedidos final supera los 135.000 millones de euros, lo que significa que el bono ha sido suscrito en exceso más de 11 veces. Esto la convierte en la mayor jamás registrada en los mercados mundiales de capitales, y se trata del mayor número de obligaciones ecológicas jamás emitido hasta la fecha.

Gestionaron conjuntamente la operación Bank of America Securities Europe S.A., Credit Agricole Corporate and Investment Bank S.A., Deutsche Bank AG, Nomura Financial Products Europe GmbH y TD Securities, con la participación de Danske Bank A/S, Intesa Sanpaolo S.p.A. y Banco Santander S.A.

Perfil de los inversores 

Distribución geográfica:

Reino Unido

29,0 %

Países Nórdicos

12,0%

Benelux

11,0 %

Francia

11,0 %

Alemania

10,0 %

Italia

9,0 %

Otros (Europa)

7,0 %

Resto del mundo

4,0 %

España y Portugal

4,0 %

Asia

3,0 %

 

Por tipo de inversor:

Gestores de fondos 39 %
Tesorerías de bancos 23 %
Seguros y fondos de pensiones 16 %
Bancos centrales / Instituciones oficiales 13 %
Bancos 8 %
Fondos de inversión libre 1 %

 

Imagen de portada desde https://www.eesc.europa.eu/

2021-10-25T17:46:51+02:00 14 octubre, 2021|