Aunque se esperaba más del encuentro en París en cuanto a limitar la financiación de combustibles fósiles, destaca por su valor simbólico el anuncio del Banco Mundial de dejar de dar crédito a proyectos de gas y petróleo a partir de 2019. También son una buena señal los compromisos de inversiones en sostenibilidad de BNP Paribas y de AXA, así como sus desinversiones en carbón y arenas petrolíferas.

En otro orden, el ERBD y el Pacto de los alcaldes elevarán la inversión para el financiamiento urbano “verde” y China se ha comprometido a que todas sus empresas divulguen sus impactos ambientales de aquí al 2020.

En el segundo aniversario de la adopción del Acuerdo de París sobre el cambio climático, la cumbre One Planet reunió a líderes de todo el mundo en la capital francesa y sirvió para movilizar importantes sumas de capital que se añaden a las ya existentes dirigidas a un futuro bajo en emisiones de carbono. Ésta ha sido una iniciativa del presidente de Francia, Emmanuel Macron, el presidente del Banco Mundial, Jim Yong Kim y el Secretario General de la ONU, António Guterres.

Del encuentro han salido algunos de anuncios que demuestran que el financiamiento público y privado de la acción climática se está desplegando tanto en los países desarrollados como en desarrollo para ayudarles a cumplir sus planes de frente al cambio climático.

Estos anuncios impulsan la reformulación de la arquitectura del sistema financiero, que será necesaria para crear las condiciones para que el Diálogo de Talanoa del año que viene sea un éxito y para que los países aumenten el nivel de ambición de sus planes respectivos de manera rápida.

Algunos de los anuncios más destacados de One Planet Summit

El Banco Mundial ya no financiará proyectos de petróleo y gas después de 2019.

Plan de inversión exterior de la Unión Europea: en la cumbre se presentó un plan para inversiones climáticamente inteligentes por valor de 9.000 millones de euros.

El Banco Europeo para la reconstrucción y el desarrollo (EBRD) y el grupo del Pacto de los alcaldes aumentan la inversión para el financiamiento urbano “verde”.

Programas de financiación sostenible: ONU Medio Ambiente y BNP Paribas han firmado un acuerdo hito para establecer una asociación con el objetivo de poner en marcha programas de financiación en los países en desarrollo con un capital de 10.000 millones de dólares para 2025.

AXA acelera su compromiso de luchar contra el cambio climático, y multiplicará por cuatro las inversiones verdes hasta llegar a los 12.000 millones de euros en 2020. Además, se compromete a efectuar desinversiones adicionales correspondientes a más de 3.000 millones de euros en productores de energía con uso intensivo de carbono (carbón y arenas petrolíferas).

Climate Action 100+: 225 inversores con más de 26,3 billones de activos bajo gestión para interactuar con más de 100 empresas para acelerar la acción climática.

Compromiso de emisores industriales con 26.000 millones de euros en bonos verdes a doblar la cantidad destinada al financiamiento verde.

Storebrand, el mayor fondo de pensiones privado de Noruega, lanzó un programa de bonos sin combustibles fósiles por valor de 1.300 millones de dólares, e instó a los inversores a hacer más para frenar el cambio climático.

Coalición Climáticamente Inteligente del Caribe: líderes del Caribe lanzan un ambicioso plan para crear la primera “zona climáticamente inteligente” del mundo, y buscan una implementación rápida de 8 billones de dólares.

ONU Mujeres: Iniciativa para aumentar la resiliencia de las mujeres y los jóvenes en el Sahel a través de una agricultura climáticamente inteligente transformará los medios de subsistencia de un millón de personas, y permitirá duplicar sus ingresos en tres años.

Grupo de trabajo sobre divulgaciones financieras relacionadas con el clima: 237 compañías con una capitalización bursátil combinada de más de 6,3 billones de dólares se han comprometido públicamente para apoyar a este grupo de trabajo.

Alianza entre Canadá y el Banco Mundial para apoyar una acción climática efectiva en los países en desarrollo en el marco del Acuerdo de París.

Divulgación financiera en China: “Para 2020, todas las empresas del país deberán divulgar su información sobre los impactos medioambientales”.

Resoluciones de los accionistas: Exxon ha cedido ante las demandas de los accionistas para proporcionar información detallada acerca del impacto del cambio climático en sus negocios.

Patricia Espinosa, Secretaria Ejecutiva de ONU Cambio Climático, dijo que “después de la conferencia sobre el cambio climático en Bonn, y de esta cumbre One Planet, esperamos con atención la cumbre de California y la COP24 en Polonia en 2018 y la cumbre del Secretario General de la ONU en 2019, a la vez que el mundo avanza para aumentar el nivel de la ambición climática antes del 2020 en el marco del proceso de la ONU”.